En el post de hoy  vamos a hablar, nuevamente, de la importancia de tener el carnet para manipular alimentos.

Este verano tuve la suerte de conocer a Juana, una chica bajita, delgada, poca cosa, pero…con un desparpajo y una fuerza a la hora de mover grandes bandejas…fuera de lo normal.

Me encontraba con mi familia en un hotel-resort, de la costa española, enorme, lleno de gente dispuesta a descansar, comer y no hacer nada, durante unos días!!! En una palabra, todos íbamos a… «mesa puesta».

En una de mis esperas, en el comedor, me fijé en Juana, no pude remediar, como se movía entre los fogones, daba vueltas a las lubinas en una plancha enorme, era algo de… ¡¡¡llamar la atención!!!, una persona tan diminuta entre toneladas y toneladas de comida.

Hablé con ella y me dijo que estaba encantada con su trabajo, era un trabajo temporal, pero… bueno!!!!, me hizo mucho incapié en que manipular alimentos, era una cosa muy seria y tenía que tener mucho cuidado. Me comentó que… a parte de tener una entrevista y conocimientos de cocina tuvo que sacarse el carnet de manipulador de alimentos.

Estaba muy contenta y se le notaba la destreza y como se movía entre los fogones.

Más tarde, a la vuelta de nuestra tarde en la playa, decidimos irnos a la piscina a tomar un refresco, allí estaba Juana, en la barra del bar, haciendo cócteles de frutas, daba gusto verla!!!! Me sugirió tomar uno de maracuyá con pomelo y… estaba buenísimo!!!!

Estando en la hamaca tomándome mi cóctel, vino Juana hacia mí, me dijo que se iba al comedor a preparar la cena, estaba encantada aunque su trabajo llegará en breves días a su fin, yo le dije que no se preocupase, que seguro, seguro,  iban a contar con ella en sucesivas temporadas, viendo su desparpajo y su forma de hacer las cosas.

Desde estas lineas os animo atodas las personas que estáis sin trabajo a tener el carnet de manipulador de alimentos, seguro, que encontrareis alguna salida laboral, como os he dicho en alguna ocasión, ya sea en el terreno de la hostelería, como Juana,  comedores escolares, pubs, residencias de mayores…tenéis muchas salidas.

Animaros!!!